La inteligencia artificial (IA) también se utiliza en la lucha contra el coronavirus SARS-CoV-2

IA Covid: una inteligencia artificial desarrollada por el Massachusetts Institute of Tecnology (MIT) puede detectar Covid-19 al toser.

IA Covid: la inteligencia artificial reconoce al coronavirus Covid-19 al toser

La inteligencia artificial (IA) también se utiliza en la lucha contra el SARS-CoV-2. Ejemplos de ello son la detección de tos desarrollada por el MIT, el análisis de grandes cantidades de datos y la simulación de la eficacia de diversos principios activos.

Para la detección del coronavirus Covid-19, los investigadores del MIT introdujeron decenas de miles de muestras de tos en el sistema, y entrenaron un algoritmo para diferenciar entre toses de personas infectadas y no infectadas.

La tasa de aciertos más alta, el 100%, se encontró entre las personas que no experimentaron ningún síntoma, y donde la detección sin una prueba de PCR es particularmente difícil. Para los sujetos infectados con síntomas, la tasa de aciertos fue ligeramente inferior a 98,5%.

Los científicos publicaron su estudio a finales de septiembre en el Journal of Engineering in Medicine and Biolog. El plan es desarrollar una aplicación a partir de esto.

IA Covid: ejemplos de IA en la lucha contra el coronavirus Covid-19

El uso de la IA en la lucha contra el SARS-CoV-2 aún no se ha agotado. La inteligencia artificial (IA) debería ayudar a evaluar grandes cantidades de datos de los numerosos estudios que se están llevando a cabo en todo el mundo sobre el brote y la propagación de la pandemia y los síntomas asociados.

La inteligencia artificial se utilizará para diferenciar procesos de imagen como tomografías informatizadas de los pulmones de personas enfermas y sanas. La IA puede ayudar a buscar en Internet textos sobre medidas no médicas para combatir la pandemia, y compilarlos en una base de datos. La inteligencia artificial también puede ayudar en la búsqueda de medicamentos para tratar Covid-19.

La IA ha alcanzado un nuevo nivel de madurez en los últimos años, lo que significa que el análisis y la combinación de datos es cada vez más rápido. Se puede observar el potencial de la IA principalmente en dos áreas: el análisis automatizado de los historiales de los pacientes y las imágenes de TC.

El mayor problema de los investigadores es obtener suficientes datos de entrenamiento. Esto requeriría al menos 10.000 registros, y eso con un conjunto de datos anónimos con una calidad de registro suficientemente buena.

IA Covid: inteligencia artificial el coronavirus